econociéndonos

erapias Alternativas

iencias de la conducta

legidos del mes

iferentes manifestaciones energéticas

uerpo y Entorno

studios personales






Las otras formas de la comunicación

Estamos transitando Mayo, el mes 5 del año. A este Número le corresponde el Arquetipo Astrológico de Mercurio, que representa a la Comunicación.

En el Universo todo es Comunicación. Está conectado a través de la Vibración. Es como si existiera una enorme Red, que une a todo lo que es similar. Atrae a los seres entre si, a los seres con las cosas y los elementos que, por esa condición, corresponden estar conectados.

La Ley de Correspondencia dice "Como es arriba es abajo", o "Como es adentro es afuera". Las energías de nuestras creencias y pensamientos, se unen con las emociones que esas creencias producen, y, éstas, a su vez, con nuestro cuerpo físico, que muestra, por medio de múltiples facetas esos pensamientos y las emociones respectivas.

Generalmente, entendemos por comunicación lo que surge a través de la palabra o algo escrito. Sin embargo, hay muchas otras formas de comunicarnos que, casi siempre, pudieran pasar desapercibidas desde el nivel conciente, pero que, desde nuestro inconsciente, verdaderamente incorporamos, quizás sin darnos cuenta.

Como dijimos, la comunicación es la conexión entre dos energías, que siempre contiene dos tipos diferentes de expresión.
Una es hacia fuera, lo que muestra a simple vista: lo exotérico.
La otra es hacia adentro, lo que no se ve a simple vista: lo esotérico.
Y todo en la Vida, tiene un Aspecto Interno, y un Aspecto Externo.

Ambas expresiones tienen enorme importancia, aunque lo esotérico puede llegar a tener un peso mayor, porque es lo que pertenece al Inconsciente, lo oculto. Por ello, como no lo pasamos por nuestro consciente, puede ejercer una fuerza extra sobre nosotros, ya que no lo estamos pudiendo registrar y controlar. Lo que llamamos Símbolos.

Esos símbolos también forman parte de la forma de comunicar. En general, entendemos como símbolos a figuras o formas que representan algo para nosotros.

En realidad, todo puede ser un símbolo que comunica algo. Un gesto, una actitud, una manera de vestir, también marca o demuestra algo. Un gesto puede reafirmar o negar aquello que estamos diciendo. Una prenda, un adorno, una manera de vestir, también indica lo que pasa por nuestras cabezas. Como somos, qué sentimos, qué creemos.
Indica la comunicación interna que tenemos con nosotros mismos, y la que tenemos con el entorno. Si la cabeza es estructurada, la forma de vestir, también lo será. Y si nos sentimos libres, también lo mostraremos con nuestra vestimenta. Por ese motivo, podemos aprovechar estos medios para mejorar nuestra condición interna, y la forma que tenemos de comunicarnos, con nosotros y, con los otros.


Formas prácticas de comunicación interna

Cada parte de nuestro cuerpo corresponde a una condición espiritual. Por ejemplo, nuestras articulaciones nos muestran que tipo de flexibilidad puede tener nuestra estructura mental. Como llevamos nuestros hombros, y como caminamos, nos dice de nuestra manera de enfrentar la vida. Nuestras manos, como amasamos esa vida. Podemos, por tanto, aprovechar esta condición para mejorarnos, utilizando elementos externos que nos lleven a comunicarnos con la energía que queremos modificar o potenciar en nosotros.

Los colores de las prendas que usamos, también van a marcar el estado de ánimo de la persona que lo está usando. Cuando la persona está triste o más metida en sí misma, probablemente usará colores oscuros o sin brillo, opacos, exactamente igual que su ánimo. En cambio, cuando está eufórica o alegre, estará vestida con colores más claros y alegres, también en concordancia con su manera de vestir.

Como el Poder de nuestra Intención es muy potente, entonces, podemos tomar este medio para comunicarle a nuestro interior, la energía que quisiéramos incorporarle.
Si nos encontráramos desganados, podríamos ese día vestirnos con colores alegres y definidos, para darle a nuestro emocional la fuerza que necesitamos, a través de la conexión conciente de la vibración del color sobre nosotros. Y, seguramente, nos sentiremos más animados, al conectarnos con un color que nos transmite esa fuerza. El rojo, naranja o el amarillo, nos ayudarían en ese caso.
O, si necesitamos sentirnos más seguros y firmes, el color azul, en especial, el azul marino, es ideal, porque es la vibración que nos conecta con la Autoridad.

También podemos tomar otros elementos, para atraer nuestra Intención hacia lo positivo en nosotros. Porque, la Intención es Atención. Y cuando colocamos esa Intención de manera conciente, estamos utilizando nuestra Voluntad, que es "la Fé que mueve montañas".


Los adornos como elementos de comunicación interna

Todo adorno tiene como Principio, mejorar, resaltar y hacer valer el lugar donde se lo coloca. Es decir que es un "potenciador". Por tanto, todo accesorio u adorno que utilicemos, si lo hiciéramos concientemente, nos llevaría a colocar nuestra atención amorosa hacia ese lugar, con el reconocimiento de lo que implica colocarlo allí. El Reconocimiento de lo que esa parte del cuerpo representa.

Vamos a dar un ejemplo de alguno de ellos:

Collares
Rodean nuestro cuello, la zona que corresponde a nuestro Poder y Comunicación. Usarlos, indicaría que estamos reconociendo y resaltando ese Poder en nosotros, traducido en Seguridad, y Honestidad con nosotros mismos.

Anillos
Cada dedo, tiene una correspondencia con nuestras energías y también con el Arquetipo que el Planeta que le corresponde , representa en nosotros. Por tanto, usar un anillo en uno de ellos, podría llevarnos a mostrar nuestro reconocimiento de que también estamos utilizando esa energía concientemente.


Dedo
Representación
Elemento
Planeta
Pulgar
Espíritu - Voluntad
Eter
Marte
Índice
El Yo-Uno mismo
Agua
Júpiter
Mayor
Responsabilidad - Misión
Tierra
Saturno
Anular
Afectos - Amor
Fuego
Venus-Apolo
Meñique
Mental-Comunicación
Aire
Mercurio


El material y las gemas con que están realizados esos adornos, también tienen un simbolismo esotérico.
Veamos algunos:

ORO: Es la Fuerza - El Poder - La Potencia de la Polaridad Masculina.
PLATA: Es la Sensibilidad - lo Afectivo-El Poder de la Polaridad Femenina.
DIAMANTE: Ayuda a elevar las vibraciones y planos de Conciencia.
ESMERALDA: Potencia y fortalece las Virtudes de nuestro Corazón.
PERLA: Ayuda a conectarnos con nuestras emociones más profundas.

Recordemos que toda herramienta es válida, si ésta sirve para mejorarnos. Pero es absolutamente importante recordar que, es, solamente, una herramienta, no un apego. Esto es muy importante. El Verdadero Poder Siempre va a Estar en Nosotros. Lo único importante es nuestra Voluntad Conciente, dirigida desde lo Superior de cada uno de nosotros, nuestro Espíritu.

Desde esa Voluntad y Libre Albedrío, podríamos también realizar Afirmaciones de Energías Positivas, como si hiciéramos un Mantra, con un mínimo de 108 veces. Esta práctica, si la realizamos con continuidad, llenará los vacíos de nuestras vulnerabilidades y nos comunicará con nuestro potencial interno, expandiéndolo.

Para aprovechar las Energías de este mes, podríamos Afirmar:

- YO SOY SABIDURÍA, rodeándonos del color Amarillo, y,
- YO SOY COMUNICACIÓN PERFECTA, sintiendo el color Azul.

Beatriz Seibane 







En busca de la verdadera verdad

Estamos presenciando fuertes polaridades hoy en nuestro planeta, fuertes extremos donde se batalla por la paz o por la guerra, millones de personas en todo el mundo manifestándose a favor de la paz y otros tantos sólo aparentemente más fuertes hoy, por la guerra.

A pesar de que todo podría verse triste y caótico en principio, es importantísimo y maravilloso ver como nunca se vio, tantas personas con la conciencia y la convicción de que no es el camino de la violencia y el avasallamiento a los otros el que nos va a llevar a vivir mejor, ya que este genera sufrimiento, mayor violencia y resentimiento. Estamos pudiendo ver cada vez con más claridad el juego del miedo y lo que este produce, también que hasta último momento tenemos la posibilidad de cambiar una decisión, una postura, un pensamiento, que nunca es tarde para tomar un nuevo rumbo o para entender que la decisión tomada en cierto momento pudo no haber sido buena y que cuanto antes nos demos cuenta más rápido podremos revertir los resultados.

Este juego de polaridades que estamos viendo "afuera" es lo que en una escala menor, tenemos también "dentro". Esas mismas manifestaciones internas luchan en nosotros haciendo una especie de "pulseada" a ver quien gana, mientras en nuestra mente discursos a favor y en contra se debaten en un diálogo sin fin.
Esas voces internas que solemos escuchar vienen de diferentes sensaciones, creencias, deseos, e incluso desde nuestro Verdadero Ser y a la que solemos llamar intuición.
Y esto nos lleva a tener sentimientos encontrados, a desear un día una cosa y otro día otra y cuando creemos saber lo que queremos quizás no nos animamos a hacer el cambio o no sabemos cómo implementarlo. Entonces... ¿cómo hacemos...? ¿a quién le hacemos caso? ¿Quién tiene razón? Para tener estas respuestas es necesario tener encuentros con nosotros mismos, aceptando todas las voces y pudiendo identificar de donde vienen ya que de allí nacen los resultados de nuestras acciones. Por ejemplo, si obedecemos la voz que nace del miedo actuaremos inseguros y tratando de casi no hacer movimientos, para sentirnos menos temerosos, o haremos el movimiento equivocado.

Muchas veces creencias y conceptos familiares impresos en nuestra mente sobre una visión pesimista o negativa de algunas áreas de la vida, pueden llevarnos a actuar de una manera que estará lejos de beneficiarnos.

El camino del auto conocernos nos enseñará a identificar viejas creencias, a renovar los viejos registros instalados en nosotros, por nuevos, que nos lleven a una verdadera expansión del Ser. El aprender a aceptarnos y amarnos en totalidad, con nuestras luces y sombras, es el principio del camino hacia la felicidad y la autorrealización.

Prof. Marta Irene Villafañe 






Acerca del enamoramiento

Lunas, marfiles, instrumentos, rosas,
Lámparas y la línea de Durero,
Las nueve cifras y el cambiante cero,
Debo fingir que existen esas cosas.
Debo fingir que en el pasado fueron
Persépolis y Roma y que una arena
sutil midió la suerte de la almena
que los siglos de hierro deshicieron.
Debo fingir las armas y la pira
de la epopeya y los pesados mares
que roen de la tierra los pilares.
Debo fingir que hay otros. Es mentira.
Sólo eres tú. Tú, mi desventura
y mi ventura, inagotable y pura.


J.L Borges - El Enamorado - Historia de la noche

Como dice el grandioso Borges, el enamorado focaliza el centro de su vida en la persona amada. Todo, desde lo más grande a lo más pequeño, remite al objeto de amor, el mundo gira alrededor de su recuerdo y su imagen. Nada existe por fuera de él.
Así funciona el estado de enamoramiento, absorbiendo a la persona totalmente, fijándola en un solo punto, haciéndola girar una y otra vez en la órbita del objeto amado. Hasta las cosas mas grandilocuentes y maravillosas, como Persépolis y Roma, quedan reducidas a la nada, a la mentira, comparándose con el objeto de amor.
Por algo decía Freud que el enamoramiento es parte de la psicopatología de la vida cotidiana, pues nos introduce en un estado de conciencia alterado a través de una experiencia "normal" y "esperable" en la vida.

El estado de enamoramiento se sostiene básicamente en una gran idealización del objeto amado y en la proyección de todas las virtudes existentes en él, desechando y apartando todo lo negativo o defectuoso. Para quien atraviesa un estado de enamoramiento la persona objeto de su sentimiento es perfecta, sagrada, divina. El enamorado no alcanza aún a integrar las partes luminosas y oscuras, a tener una imagen realista de ese ser humano que tiene en frente. De hecho, si algo negativo asoma, forzosamente lo negará o lo aparatará de su conciencia justificándolo.
Imaginen lo que sucede cuando algo rompe esa idealización, cuando una frustración fuerte hace imposible seguir sosteniendo esa proyección ideal, o cuando la simple cercanía de la persona amada revela su humanidad y sus defectos naturales.
El enamoramiento cae estrepitosamente y es un duelo a veces difícil y doloroso de hacer para quien cree que solo ese estado merece ser llamado "amor".

Sabemos que el enamoramiento es exigente e irreal, pide perfección, idealismo, disociación de defectos y virtudes. Es un momento necesario, pero no debe durar para siempre y lamentablemente, muchas veces no estamos preparados para dejarlo ir y cambiarlo por un amor más realista e integrado.
Cuando esto sucede, caemos en la desilusión y lo que antes nos pareció oro ahora lo vemos como algo insignificante y vacío. No es posible sostener vínculos desde un lugar de tanta idealización y exigencia, desde una posición de tanta absorción y fijación.

La alternativa es trabajar en la aceptación real de uno y del otro, aprendiendo a relacionarnos con la unidad total que somos los seres humanos, compuesta de luz y de sombra.

Lic. Ada Marcos
Psicóloga clínica
 


Departamento Comercial:

Tel: (011)4783-9343
Tel: (011) 6009-9190
ventas@mantra.com.ar
Lunes a Viernes
de 08:00 a 20:30 hs.

Volver a
www.mantra.com.ar

www.mantranews.com.ar